Guía Bienes Raíces en Costa Rica

Bienes Raíces en Costa Rica


English

ZONAS CALIENTES EN EL MERCADO

El mercado de bienes raíces en Costa Rica está en auge. Un gobierno estable, una economía en equilibrio, grandes beneficios sociales, increíbles paisajes y gente amistosa y acogedora todo esto ayuda a hacer del país uno de los destinos más populares para pensionados e inversionistas. Esta es una guía de algunas de las zonas más apetecidas en bienes raíces.

Guanacaste

Muy apetecido. Un gran clima, preciosas playas, y una infraestructura en crecimiento (incluyendo un aeropuerto internacional recientemente inaugurado) hacen de Guanacaste la zona más popular de Costa Rica. Los agentes de bienes raíces dan precios más altos para propiedades cerca de la playa que para San José, y el auge continúa en crecimiento. Las playas de Guanacaste, sus montañas, la gran variedad de actividades, las cadenas internacionales de hoteles, todo contribuye al crecimiento de esta zona.

Escazú/Santa Ana

“Los suburbios al oeste de San José están preparados para convertirse en el próximo corazón comercial del país,” dijo Andrea Coronado de la Urbanizadora La Laguna. Estas ciudades presumen de un gran clima y una gran proximidad a todas las comodidades que uno pudiera desear: gran cantidad de excelentes restaurantes, comercios de clase mundial, excelentes escuelas y todas las comodidades de la gran ciudad pero sin los problemas del centro de San José.

Curridabat

Este suburbio está al borde este de San José, y ofrece comercios y restaurantes de muy buena calidad con una atractiva mezcla de nuevos y elegantes barrios ya establecidos.

El Pacífico Central

Esta región ha visto un crecimiento extraordinario en los últimos años, y con la inauguración de la carretera de San José a Jaco pendiente, la cual reducirá a 45 minutos el tiempo de llegada a este pueblo de playa, se espera que el crecimiento continúe. Bellísimas playas, una gran comunidad extranjera y un gran número de comodidades han hecho que esta región se vuelva muy popular. Recientemente, la zona ha visto un gran aumento en el desarrollo de comunidades privadas.

La Península de Osa y Limón

Prácticamente virgen y con una belleza salvaje, estas zonas están experimentando un alza en el valor de sus terrenos, pero todavía son más accesibles que muchas áreas alrededor del país. Sin embargo, el acceso puede ser difícil y la infraestructura necesita mejoras. Aquellos que buscan un ambiente tropical apartado disfrutarán visitando estas zonas.

Bienes Raíces en Costa Rica

5 Consejos para comprar propiedades en Costa Rica

1. Un buen consejero legal

Los compradores deberían usar ya sea a una compañía de bienes raíces de renombre o a su propio abogado. Costa Rica tiene un sistema legal diferente a la mayoría, por lo que los compradores deben acudir a un abogado de confianza para investigar gravámenes de cualquier tipo sobre la propiedad, los límites de la propiedad, el nombre del propietario, y otras cosas que podrían afectar el título o una futura construcción. “Esta es una compra grande,” dice Andrea Coronado, de la Urbanizadora La Laguna, una compañía constructora con base en San José. “La compra de una casa o una propiedad es una inversión importante, y uno debe tomar las precauciones necesarias para asegurarse de que el proceso sea lo mas fácil posible.

Es importante que el abogado del comprador haga su propia búsqueda y una investigación del título, además de la que le proporcione el vendedor.

2. Familiarizarse con Costa Rica antes de comprar

Hay que evitar el Síndrome del Paraíso. Muchos turistas se enamoran rápidamente del asombroso paisaje y de la encantadora gente de Costa Rica. Pero la vida real no es una vacación permanente. Hay facturas, faenas, trabajo, y ajustes culturales. “Yo recomiendo que la gente viva aquí por un tiempo o visite varias veces antes de que inviertan en una casa y se muden acá,” dice Phil Hemion, un agente de bienes raíces para Emerald Forest Properties. “Uno debe familiarizarse con el país y hablar con aquellos que hayan hecho una mudanza similar.”

3. Investigue la localización

Concéntrese en sus necesidades. ¿Desea comodidades modernas como el Internet, televisión por cable, redes eléctricas públicas y comercios? ¿O preferiría vivir en medio del bosque lluvioso, con sólo monos como vecinos?

Costa Rica tiene una gran variedad de climas, desde las pampas secas de Guanacaste, pasando por las montañas alpinas de Heredia hasta los bosques lluviosos de la costa Caribeña. Una vez que haya encontrado su clima, asegúrese de que estará cerca de lo que es importante para usted, ya sea una gran playa para surfear o comercios de primera clase.

“Asegúrese de ver todo lo que rodea la propiedad”, dice Hemion. “¿Qué tan cerca está del pueblo? ¿Hay escuelas y bancos cerca? ¿Tiene la propiedad agua y electricidad? Todas estas son preguntas que uno se debe hacer antes de comprar,” enfatiza el agente.

Finalmente, examine bien el tipo de comunidad en la que estaría viviendo. Lugares como Manuel Antonio y Escazú, por ejemplo, tienen grandes comunidades de expatriados, donde todavía se podría sentir como en casa. También podría escoger un área con pocos extranjeros para una total inmersión cultural.

4. Compare y contraste

Una vez que haya visto varias propiedades, haga una lista de los pros y los contras de cada una. Considere cuidadosamente las condiciones del mercado, la calidad de la construcción, el barrio de los alrededores y las comodidades. Después de un análisis detallado, será más fácil tomar una decisión.

5. Una vez hecha la compra, introdúzcase en la cultura

Mudarse a un nuevo país no es fácil, pero puede ser emocionante y valer la pena. Tómese el tiempo de aprender español conversacional. Su experiencia será infinitamente más rica si se puede comunicar con sus vecinos. Además pruebe una clase de baile o de cocina latina. Aventúrese a las ferias del agricultor. Viva como un Tico. Entre mas esfuerzo haga para aprender acerca de la cultura local, más rápido será el proceso de asimilación cultural.

Bienes Raíces en Costa Rica

Esté Seguro del paraíso frente al mar antes de comprar

Suena ideal: usted encontró una bellísima propiedad frente a la playa en un pacífico país, donde usted espera pasar sus días viendo los atardeceres y el oleaje del mar.

A diferencia de muchos países, los extranjeros en Costa Rica tienen los mismos derechos sobre las propiedades que los residentes, lo cual significa que si usted compra una propiedad con título, usted se convierte en el único dueño de esta propiedad. Sin embargo, muchas propiedades tienen problemas con sus títulos, y los compradores deben tener cuidado antes de meterse en una costosa inversión.

Además, muchos inversionistas no tienen total conocimiento de los problemas que puede representar la compra de una propiedad frente al mar.

Desde que entró en efecto la Ley Zona Marítima Terrestre en 1977, todo el terreno dentro de los primeros 200 metros a partir de la marca de la marea alta se considera propiedad pública y no puede estar sujeto a ninguna transacción privada.

Estos 200 metros de terreno “intocable” se dividen en dos secciones. Los primeros 50 metros a partir de la marca de la marea alta no pueden ser poseídos o desarrollados de ninguna manera y permanecen como propiedad pública. Existe la posibilidad de construir sobre los próximos 150 metros, pero sólo alquilándole a la municipalidad el terreno a largo plazo (normalmente por 99 años).

Muchos dueños de propiedades enfrentan serios desafíos a la hora de construir en sus terrenos frente al mar, aún con concesiones del gobierno. La ley estipula que tanto la marca de la marea alta como los 50 metros después de esta deben de estar indicados por marcadores. Aunque esta responsabilidad pertenece al Instituto Nacional Geográfico, en muchas playas aún no han medido ni marcado el terreno.

Otro obstáculo para construir la casa de playa de sus sueños es el Plan Regulador, que es un plan de división de zonas que define qué tipo de construcción es permitida en cada zona – ya sea residencial, industrial, recreativa o comercial. Si un distrito no ha completado un plan, los inversionistas pueden pagar para completarlo. Sin embargo, este es un proceso que puede llevar de seis meses a dos años, y está sujeto a debates públicos antes de ser aprobado.

Las únicas excepciones a la Ley Zona Marítima Terrestre son las viejas ciudades portuarias, como Limón y Puntarenas, y las marinas, las cuales están sujetas a otra legislación. Si una marina cumple con estrictos requisitos ambientales, esta puede ser construida dentro de la marca de los 50 metros. En cuanto a marinas, actualmente la Marina de Los Sueños es la única en Costa Rica aprobada legalmente.

No obstante, los inversionistas deben recordar que el terreno dentro de la marca de los 200 metros sólo se puede alquilar con una concesión del gobierno. “Las concesiones siguen perteneciendo al gobierno”, un experto en bienes raíces. “Si en cualquier momento el gobierno quiere recuperar el terreno, lo puede retomar. Los dueños no pueden hacer nada.”

Compartir:

Comentar en Facebook

comentarios

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!